La Tierra sufrirá una catástrofe geofísica para 2050


Los científicos espaciales de la Universidad de Reading, Reino Unido, consideran que la caída de la actividad solar reducirá el tamaño global de la 'atmósfera' del sol en un tercio y debilitará su influencia protectora en la Tierra.

A esta conclusión llegó el estudio 'Las variaciones globales del viento solar en los últimos cuatro siglos', publicado en la revista Scientific Reports y citado por Phys.org.

Esto podría hacer que la Tierra sea más vulnerable a las explosiones solares que destruyen la tecnología, como las líneas eléctricas, y a la radiación cósmica que es una de las causas del cáncer. Asimismo, regiones como Gran Bretaña pueden perder la magia de las auroras boreales.

Mathew Owens, del departamento de Meteorología de la Universidad de Reading que lideró la investigación, afirma que "la actividad magnética del sol cambia en ciclos predecibles, y ahora hay evidencia de que va a caer de manera abrupta, posiblemente sea su mayor disminución en 300 años".

Detalló que a medida que el sol se vuelva menos activo, las manchas solares y las eyecciones coronales también se harán menos frecuentes. Sin embargo, si una eyección masiva logra golpear la Tierra, podría ser aún más perjudicial para los dispositivos electrónicos, de los que la sociedad es ahora tan dependiente.

Los científicos creen que el 'gran mínimo' de la actividad solar que se acerca podría ser similar al Mínimo de Maunder del siglo XVII, cuando la actividad del sol casi se detuvo. Una reducción en el viento solar, a su vez, haría a la heliosfera contraerse significativamente. Esta burbuja protectora ayuda a preservar a la Tierra de las radiaciones nocivas del espacio exterior, pero se ha debilitado desde los años 50 y va a seguir haciéndolo hasta mediados del siglo XXI.

Foto: Pixabay ©

Fuente

0 comentarios:

Publicar un comentario