Los tiroteos más violentos de la historia de EEUU


El reciente tiroteo en un club de ambiente en Orlando, que ha causado 50 muertos y al menos 53 heridos, se ha convertido en la tragedia de este tipo más mortífera en la historia reciente de Estados Unidos. Sputnik ha elaborado la lista de los tiroteos más violentos que sacudieron al país norteamericano en las últimas décadas.

Club gay Pulse de Orlando, Florida. 12 de junio de 2016.

El ciudadano estadounidense de origen afgano Omar Mateen abrió fuego en el club nocturno Pulse, en el centro de la ciudad de Orlando.

El agresor tomó rehenes y fue abatido por las unidades especiales de la policía —SWAT—.

La masacre se cobró 50 vidas y está considerada como la más letal en la historia de EEUU.

Campus Virginia Tech. 16 de abril de 2007.

El estudiante surcoreano de 23 años Seung-Hui Cho, del Instituto Politécnico y la Universidad Estatal de Virginia —también conocido como Virginia Tech—, perpetró una matanza en el campus de su universidad. Tras el ataque, Cho asaltó el campus de la Universidad de Blacksburg.

En total, el tirador mató a 32 personas e hirió a otras 17. Tras el ataque, el asesino se suicidó.

Escuela Primaria de Sandy Hook. 14 de diciembre de 2012.

Adam Lanza, de 20 años de edad, mató a 20 menores de edad —de entre 6 y 7 años— y a seis profesores de la escuela primaria de Sandy Hook.

Antes de atacar la escuela, Lanza asesinó en casa a su propia madre. Al llegar las fuerzas de seguridad al recinto, el atacante se suicidó.

Cafetería Luby's, en Killeen, Texas. 16 de octubre de 1991.

El atacante, George Hennard, estrelló su camioneta contra las puertas del restaurante.

Inmediatamente después de salir de su coche, se puso a disparar y acabó con la vida de 23 personas, además de herir a otras 27. Más tarde se suicidó.

Establecimiento McDonald's en San Ysidro, San Diego, California. 18 de julio de 1984.

James Huberty, de 41 años, mata por disparos a 21 personas, incluidos menores de edad, y hiere a 19 más en el restaurante de McDonald's. Un francotirador del SWAT eliminó al atacante.

Masacre de San Bernardino. 2 de diciembre de 2015.

Una pareja, Syed Rizwan Farook y Tashfeen Malik, asaltó un evento del Departamento de Salud local. Como resultado del tiroteo, murieron 14 personas mientras que 22 resultaron gravemente heridas.

Tras perpetrar el ataque, la pareja trató de huir en un todoterreno alquilado. Tras cuatro horas de persecución, los policías abatieron a los asaltantes cuando estaban en el interior del vehículo.

Oficina postal en Edmond, Oklahoma. 20 de agosto de 1986.

El cartero Patrick Henry Sherrill, empleado de correos, armado con tres pistolas, persiguió y disparó a sus colegas, matando a 14 personas e hiriendo a 6 en un lapso de tan solo 10 minutos. Luego se suicidó.

Base militar de Fort Hood, cerca de Killeen, Texas. 5 de noviembre de 2009.

El mayor del Ejército norteamericano y psiquiatra, Nidal Malik Hasan, mató a 13 personas e hirió a 32 en la base militar de Fort Hood.

La tragedia causó el número más elevado de víctimas jamás registrado en una base militar estadounidense. El atacante fue condenado a muerte por el tribunal.

Binghamton, Nueva York. 3 de abril de 2009.

El ciudadano estadounidense de origen vietnamita, Jiverly Wong, asesinó a 13 personas e hirió a cuatro más en el centro de inmigración de la Asociación Cívico americana —American Civic Association—. Luego se quitó la vida.

Escuela secundaria de Columbine, en Littleton, Colorado. 20 de abril de 1999.

Los estudiantes Eric Harris y Dylan Klebold, de 18 y 17 años respectivamente, mataron a 12 de sus compañeros de la escuela y a un profesor. Unas 21 personas resultaron heridas. Tres personas más sufrieron lesiones al intentar escapar de la escuela.

Fuente

0 comentarios:

Publicar un comentario