Enseñan a los niños sexo anal y sado en las escuelas


En el estado alemán de Renania del Norte-Westfalia se desató una nueva polémica por los programas de educación sexual, implementados en las escuelas, que explican a los niños qué son el sadomasoquismo, el sexo anal o los cuartos oscuros. Según sus creadores, el método pedagógico busca fortalecer el respeto a los grupos no heterosexuales.

En su artículo para Die Welt, Till-Reimer Stoldt explica que el programa fue elaborado por especialistas en pedagogía sexual y activistas LGBT y consta de lecciones, seminarios y escenificación de algunas situaciones.

Dichos materiales pedagógicos se recomiendan a los profesores en toda Alemania y se denominan 'La escuela de la diversidad'. Los programas son promulgados por el Ministerio de la Educación Escolar de Renania del Norte-Westfalia y por el grupo autodenominado 'La Federación Alemana de Lesbianas y Gais' —Schwul-lesbische Aufklärung, en alemán—.

Los autores del estudio 'La pedagogía sexual de la diversidad', Elisabeth Tuider y Stefan Timmermanns, amparan el método y afirman que busca demostrar a los jóvenes "diferentes posibilidades de identidad sexual".

De esta manera, los expertos proponen mostrar a los niños a partir de 13 años escenas sobre temas como el sexo anal e incluso utilizar los materiales "metodológicos", como los juguetes sexuales. Los autores del programa consideran útil el proyecto, donde a los estudiantes se les ofrece construir un "prostíbulo para todos" —se supone que en dicho establecimiento las personas con distintas preferencias sexuales deben sentirse cómodas—.

Mientras los programas recibían críticas en otros estados del país, el autor de Die Welt recalca que nadie reaccionó en Renania del Norte-Westfalia.

El autor da como ejemplo a Yvonne Gebauer, miembro del Partido Demócrata Libre, el antiguo miembro del Consejo del Ayuntamiento de Colonia. Gebauer insistía hace 8 años en la lucha contra la homofobia y apoyaba el proyecto 'La escuela sin homofobia' y, hasta ahora, se atiene a estos principios. Sin embargo, reconoce que la pedagogía sexual de Renania del Norte-Westfalia está sobrepasando ciertos límites. Ahora, una organización de la región anunció sus planes de aumentar la "sensibilidad" hacia la problemática, recalca el autor.

La secretaria de prensa de Educación, Sylvia Löhrmann, reconoció la existencia de dichos programas, pero afirmó que las instrucciones de los mismos no contienen asuntos relacionados con el sadomasoquismo o los cuartos oscuros. Por lo visto, el Ministerio no conoce bien los materiales de la 'Escuela de la diversidad', pone de relieve Till-Reimer Stoldt en su escrito, puesto que se puede encontrar la información fácilmente con un clic en el sitio web de la escuela.

"Claro que es importante desarrollar el respeto hacia las personas con orientación homosexual, pero no se puede sacrificar la inocencia de los niños. Para fortalecer la tolerancia, no es necesario que los pequeños vean en su clase lo que es un orgasmo o lo que se hace en un cuarto oscuro", prosigue Yvonne Gebauer.

El autor señala que los profesores deben estar listos si un estudiante quiere hablar con ellos sobre estos temas.

"Necesitan una conversación cara a cara, y no interpretar roles propios de los adultos ante los demás", concluyó.

Hasta el momento, nadie verificó si los profesores de Renania del Norte-Westfalia recurren a menudo a estos métodos. La federación de Lesbianas y Gais sigue promoviendo su libro, posicionándolo como un libro con los "mejores métodos pedagógicos". El Ministerio de Educación Escolar de Renania del Norte-Westfalia respondió que no está entre sus competencias decidir estas cuestiones y que la elección de los materiales para los niños la realizan los profesores bajo su responsabilidad personal.

Fuente

0 comentarios:

Publicar un comentario