Diez mitos y realidades sobre la migraña


Datos médicos internacionales señalan que más del 42% de los pacientes que sufren migraña lo padece con una discapacidad moderada o grave. Cualquiera que sufra de este mal le confesará que es un dolor de pesadilla, que suele acompañarse de aura o “luces” que brillan en uno o dos ojos y que afectan la visión.

Para algunos, ese dolor no dura unas horas sino que puede extenderse hasta por 15 días al mes, generando un verdadero martirio.

Generalmente, la migraña se manifiesta en uno de los dos lados de la cabeza y suele venir acompañada de náuseas así como sensibilidad a la luz, al sonido y a ciertos olores así como una sensación de debilidad en el cuerpo.

Lo más difícil para el paciente es que la gente tiende a subestimar el mal. ¡Solo quienes han pasado por ese infierno saben lo duro que es! Por eso, existen varios mitos que se deben desechar. Conózcalos.

1.- Todos los dolores de cabeza son migraña. Esto es falso. Existen alrededor de 150 tipos de dolor de cabeza, según la Sociedad Internacional de Cefaleas. La migraña sí es uno de los tipos de dolor de cabeza más frecuente y más discapacitante.

2.- Todos los pacientes con migraña ven aura o luces parpadeantes. Falso. Aunque es un síntoma común que se presenta solo segundos o minutos antes del fuerte dolor de cabeza, no todos los pacientes migrañosos presentan ese síntoma.

3.- La migraña es una enfermedad. Cierto. Según la Organización Mundial de la Salud, esta es una de las 20 enfermedades más discapacitantes que existen. Más del 42% de los pacientes que sufre migraña padece una discapacidad moderada o grave.

4.- Los pacientes con migraña deben acudir al médico. Esto es cierto y fundamental. La automedicación y la falta de diagnóstico y tratamiento son los principales factores que afectan al paciente y que hacen que la migraña se convierta en un mal crónico. Existen tratamientos para atenuar los síntomas y prevenir los ataques prolongados. Lo recomendable es que visite a un neurólogo que pueda determinar las causas de sus ataques de migraña (hormonales, digestivos, emocionales, entre otros) y le indique el tratamiento ideal para usted.

5.- La dieta es importante. Es cierto. Existen ciertos alimentos que exacerban los ataques de migraña. No son los mismos alimentos para todos los pacientes: algunos deben llegar a prescindir de los lácteos, el chocolate, los alimentos picantes, o ciertas carnes, entre otros.

6.- No hay tratamiento para la migraña. Eso es falso. Tal y como indicamos en el punto 4, existen variedad de tratamientos para prevenir o tratar las crisis migrañosas.

7.- La mayoría de los pacientes con migraña son mujeres. Esto es cierto. 3 de cada cuatro personas con migraña son mujeres. Esto se relaciona con los cambios hormonales de las mujeres. De hecho, las migrañas son comunes en los hombres durante la pubertad, que es cuando presentan cuadros hormonales variables.

8.- La migraña genera “goma”. Cierto. Después de un ataque de migraña la persona queda en una fase conocida como “goma” o resaca, que hace al paciente sentirse débil, con el estómago revuelto y fatigado. En algunos casos, la persona presenta tensión muscular en el cuello y espalda. Puede prolongarse por unas horas y hasta dos días.

9.- La migraña no se cura. Falso. La mayor parte de los pacientes presenta picos de migraña entre los 30 y 40 años. Los ataques tienden a ceder con los años. Eso sí, la perimenopausia podría agravar los síntomas en las mujeres.

10.- El ejercicio puede ayudar. Cierto. Practicar ejercicio regularmente puede ayudar a prevenir las crisis de migraña. Cualquier tipo de ejercicio aeróbico ayuda a liberar el estrés, que es una de las causas de la migraña. Además, practicar deporte mejora la digestión y la circulación, que intervienen también en las causas del padecimiento.

Fuente

0 comentarios:

Publicar un comentario